La ley de cookies

21:53

¡Buenas de nuevo googlarianos! Os traigo otro tema que os va a gustar por la sencilla razón de que estamos hartos de verlo. Si dices que nunca has visto un permiso para que un sitio web use cookies, o mientes o esta es de tus primeras visitas a internet (OJO: Hablo en España, ahora explicaré por qué).

¿Qué es una cookie?

Empezaremos por lo más importante, saber qué es una cookie: 

Una cookie es información que una web al entrar en ella envía a nuestro navegador para varios fines, entre ellos:
  • Identificar al usuario: una cookie es capaz de relacionar a un usuario y el ordenador que está utilizando. Además, si en esta web nos podemos registrar, las cookies guardarán nuestro usuario y contraseña (si nos da la opción) para que la próxima vez que entremos no tengamos que volver a introducir estos datos.
  • Conseguir información sobre los hábitos de navegación del usuario, e intentos de spyware (programas espía), por parte de agencias de publicidad y otros. Este es el punto más inquietante de las cookies y la razón por las que a mí y a muchos otros no nos terminan de gustar.

¿Qué es la Ley de Cookies?

La Ley de Cookies es como se conoce al punto tercero del artículo 4 del Real Decreto-ley 13/2012, de 30 de marzo que fue publicado en el «Boletín Oficial del Estado» el sábado 31 de marzo de 2012 y entró en vigor al día siguiente. Quizás sea un poco tarde para publicar esto pero seguro que muchos no sabéis en qué nos afecta y en qué forma lo vemos a diario. Evidentemente como decía antes esta Ley sólo está vigente en España (recordatorio para mis lectores latino americanos).

¿Cómo nos afecta?

La Ley de Cookies es la responsable de que cada vez que entremos en un sitio web nos salte un pop up o cartelito pidiéndonos permiso para usar cookies. Esta Ley lo que obliga es a pedir permiso a las webs para usar cookies o en caso de que no obtengan permiso no usarlas. 

Antes las webs podían usar cookies (y de hecho las usaban) sin pedir ningún tipo de permiso y registrar todos los movimientos del usuario. Esta ley me parece un paso hacia adelante en cuanto a privacidad de usuario se refiere. Eso sí, algunos webs masters podrían currarse algo más el cartelito que nos avisa ya que en numerosas ocasiones resulta realmente molesto, especialmente en las versiones para móviles.

¿Qué pasa si no aceptamos el uso de cookies?

Absolutamente nada, simplemente dejamos de disfrutar de los beneficios e incovenientes de las cookies.

Sin embargo, si no nos piden permiso a las webs les puede caer una multa económica a tener en cuenta.

Recomendaciones personales

Puesto que no soy el más partidario del uso de las cookies mis recomendaciones son estas:
  • Una vez que no es obligatorio su uso no aceptar su uso cuando una web nos pregunte. Puede que su aceptación de uso mejore mucho nuestra experiencia en dicha web pero normalmente no es así por desgracia.
  • Borrar las cookies cada cierto tiempo de nuestro navegador. Es recomendable limpiar el navegador de vez en cuando para entre otras cosas borrar las cookies. Hay programas muy fáciles de usar que hacen esto muy rápidamente, algunos ejemplos son CCleaner, TuneUp Utilities, etc.
Simplemente no estoy a favor de las cookies ya que aunque nos presentan ciertas ventajas realmente han sido creadas para recopilar información del usuario y eso va en contra de nuestra privacidad. Es como si alguien nos persiguiese por la calle para saber qué lugares visitamos más a menudo y luego decirnos el camino más corto para cada sitio.

Dame tu voto en HispaBloggers!

You Might Also Like

1 comentarios

  1. Las cookies no fueron creadas para recopilar información del usuario, no digas barbaridades. Ese es el uso que se le da hoy por hoy pero no fueron creadas con ese oscuro propósito.

    ResponderEliminar

Popular Posts

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Sígueme en twitter